lunes, 18 de marzo de 2019

Impresoras 3D de fabricación local: una industria incipiente que pide pista para crecer

La actividad está concentrada en unos 20 emprendedores, según un reciente informe del INTI Crédito: INTI
por Martin Boerr para La Nación




La industria local de impresoras 3D en la Argentina es una verdadera rareza. 
Casi un cisne negro en la castigada economía argentina.
Es decir, un fenómeno llamativo y difícil de explicar.
Tan sorprendente es este sector que pocas personas saben que existen fabricantes argentinos de estos aparatos. 
Se trata de un grupo de unas 20 empresas, casi todas startups que comenzaron en garajes y que, a fuerza de innovación e ingenio, se abrieron paso en un mercado supercompetitivo en el que compiten de igual a igual con aparatos similares importados de los Estados Unidos o de China que en nuestro país no pagan aranceles por ser considerados bienes de capital.
Esta industria apareció en la Argentina hace unos diez años, al mismo tiempo que la impresión 3D irrumpió en el mundo de forma masiva. Y se abrió paso a pesar de la competencia de las importaciones y las dificultades de la macroeconomía, según destaca un informe elaborado por el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (INTI).
"Estas empresas tienen mucho potencial de crecimiento y podrían exportar, pero necesitan incentivos como los que va a otorgar la ley de economía del conocimiento que reemplazará a la ley de software, cuyos incentivos vencen a fin de año", explicó Gabriel Queipo, ingeniero aeronáutico por la UTN, quien tiene un posgrado en Economía de la Universidad Torcuato Di Tella y es uno de los autores del informe.
Queipo dialogó con LA NACION días antes del anuncio de la iniciativa que hizo el presidente Mauricio Macri el martes pasado. 
El proyecto presentado al Congreso prevé beneficios fiscales, como la reducción de la alícuota del impuesto a las ganancias (a 15%), menores cargas laborales, estabilidad impositiva y un bono fiscal que puede utilizarse contra obligaciones tributarias. 
Y la industria de impresoras 3D quedó contemplada en el proyecto.
Una de las empresas de este sector es Trimarker. 
Su historia comenzó hace casi 10 años en una casa de Colegiales, cuando Maximiliano Bertotto inventó, literalmente en el living de su casa, una de las primeras impresoras 3D de América Latina. Bertotto después buscó otros socios para pasar del particular invento al desarrollo comercial del producto.

"Fabricamos la primera impresora en comercializarse en retail en América Latina y en 2016 lanzamos la Trimaker Cosmos, que es la primera impresora 3D fabricada en serie en la Argentina", explicó Emiliano Carreira, director de la firma, que fue distinguida en Rusia (2014) y en Silicon Valley (2015) como empresa joven e innovadora.
Hoy -al mejor estilo Apple con el iPhone-, Trimaker fabrica en China las impresoras 3D que exporta y desarrolla en nuestro país. 
Y está buscando socios con espalda financiera en España para poder expandirse comercialmente allí.
Claro, a diferencia de Apple o incluso de cualquier startup de tecnología con un producto probado en los Estados Unidos, Trimaker no tiene el acceso al mercado de capitales que le permita financiar una gran expansión.

A Trimaker se le suman otras empresas similares, las principales son Chimak, Trideo, Far-e, Vitofeli y Exo. 
Con menor presencia le siguen firmas como EVO 3D, Kuttercraft, Zur3D, CHE3D y LfeSi. 
En total suman unas 20. "Casi todas son startups de menos de 10 empleados; otras son una división que surgió dentro de una empresa y fue creciendo", explicó Queipo, que hizo el relevamiento empresa por empresa.

A todo ritmo

Uno de los grandes atractivos de la industria de impresión 3D es su tasa de crecimiento. 
De la misma forma que sucedió hace una década con lossmartphones, las impresoras 3D están viviendo un auge en todo el mundo porque millones de usuarios se están dando cuenta de los enormes beneficios y posibilidades de esta modalidad, según explica el informe del INTI.

¿Qué es la impresión en 3D y para qué se utiliza?
Muchas personas vieron por primera vez una impresora de este tipo en la tercera entrega de Jurassic Park (año 2001), cuando al personaje del doctor Alan Grant (interpretado por Sam Neill) le muestran cómo se fabrica -en el acto- la cámara de resonancia de un velocirraptor, una suerte de cuerno que reproduce el sonido del extinto animal.
La impresión 3D, también llamada manufactura aditiva, produce bienes mediante la adición de sucesivas capas de material a partir de un diseño tridimensional realizado con herramientas CAD (dibujos asistidos por computadoras).
Las posibilidades que ofrece son enormes. 
Por ejemplo, una persona puede viajar a la otra punta del mundo y, en lugar de llevar consigo un prototipo o un producto, puede llevar directamente el archivo en un pendrive y lo "imprime" en el lugar, sin necesidad de transportarlo.

Esta tecnología tuvo su boom mundial a partir del año 2012, cuando se empezó a difundir la tecnología de código abierto RepRap (una especie de sistema Android del prototipado). A partir de allí, se multiplicaron los usuarios por un lado y los oferentes de impresoras 3D por el otro.
"En la Argentina se asocia mucho con las prótesis, pero tiene múltiples usos", explica Carreira, que agrega que hay que hacer mucha docencia.
El informe del INTI, al que accedió LA NACION en forma exclusiva, indica que un impulso importante a este sector provino de las escuelas técnicas y los laboratorios universitarios, donde se instalaron equipos llamados FDM.
La industria también está utilizando mucho la impresión 3D para desarrollar prototipos o directamente modelos.
Además del diseño y la producción de prototipos o incluso de bienes finales, también se usa crecientemente la impresión 3D en la Argentina en las tareas de fundición, joyería, odontología, cirugía, ortopedia, alimentación, dice el informe del INTI. 
Por ahora, de todas maneras, los tres principales usos son el diseño, la industria y salud.
Hay tres tipos de impresoras 3D. Las profesionales (valen unos 400.000 pesos), las semiprofesionales (40.000 a 200.000 pesos) y las personales o de escritorio, también conocidas como DIY (Do It Yourself), que tienen valores que van de los 15.000 a los 20.000 pesos.
Según el informe del INTI, el mercado argentino de las impresoras 3D venía creciendo ininterrumpidamente hasta 2018, cuando experimentó una contracción por la crisis.
"Están muy vinculadas sus ventas a la industria, y con la recesión y la caída de la actividad, también hubo una merma en la comercialización de impresoras. 
Trabajan mucho con nuevos proyectos, productos y, si no hay inversión, el sector se achica", dijo Queipo.
Algunas empresas relevadas por el INTI dejaron de producir impresoras 3D. "Codex, Replikat, Zootec y Creates son marcas nacionales que dejaron de producir", señala el reporte.
LA NACION se comunicó con Codex. "Lastimosamente, debido a la situación económica actual tuvimos que cerrar la empresa hace unos meses y ya no producimos impresoras 3D", explicó Pablo González, quien prefirió no agregar nada más cuando se lo invitó a que comentara su experiencia.
Tanto el informe del INTI como los comentarios en las empresas que producen o producían impresoras 3D dejan la misma impresión. 
El potencial está y es muy grande. La capacidad técnica y la innovación, también. 
Pero el sector es pequeño y frágil. "No tienen capacidad de lobby ni lo van a tener por mucho tiempo", explicó Queipo.

Más vivo que nunca, el newsletter gana adeptos

Si bien este formato nunca desapareció, hoy cobra más vigencia por su capacidad de personalización, privacidad y de atender consumos de nicho 
por Laura Marajofsky para La Nación



Esperar la nueva entrega de un newsletter se ha vuelto para muchos un momento de placer mezclado con intriga y ansiedad, que recuerda casi a cuando éramos chicos y sintonizábamos la TV para ver alguna serie. 
Y es que si en los últimos cinco años el formato está teniendo un auge local entre públicos jóvenes, mientras que afuera mantiene su preeminencia como fuente de información rápida, segura y customizada, cada vez más la pulsión es escaparle al ruido generado por la instantaneidad y las redes sociales.


"En Argentina, hace casi tres años comenzó a gestarse una nueva camada de newsletters que surgieron entre escritores independientes o periodistas y medios, buscando preservar tres características cruciales: son privados (nadie más ve nuestras respuestas o lo que leemos), son íntimos (están escritos y curados por una persona y no una entidad) y son honestos", cuenta Valentín Muro, filósofo, aficionado geek y autor de Cómo Funcionan Las Cosas (https://comofuncionanlascos.as/).

Desde este "club de fans de la curiosidad", Muro se dedica todos los domingos a desentrañar los misterios de cosas mundanas. 
Tiene casi 5000 suscriptos, creciendo a razón de 100 seguidores por semana. 
Pero, más importante aún, su Club ya tiene 90 suscriptores pagos: gente que disfruta tanto leyendo sus contenidos que aporta a la causa. 
Por su parte, y desde una perspectiva mainstream, The New York Times, que tenía 6,5 millones de suscriptores en el 2014 para el 2017 duplicó esta cantidad; y compañías como Mailchimp -que proveen servicios para newsletters- reportan que en 2018 enviaron mil millones de mails por día a través de la plataforma (un significativo incremento de los 200.000 por día que manejaban en el 2013).
Así el email avanza como nueva (vieja) forma de mantenernos informados, aprender, promocionar productos, vincularnos con otros en comunidades o clubes, o hasta escribir libros. 
Una búsqueda de otros tiempos para la escritura y la lectura. Pero ¿hacia dónde evoluciona esta resignificación de un soporte tradicional en tiempos de memes?
La (doble) privacidad del correo
Puede parecer un tema menor, pero la cuestión de la privacidad, en todas sus acepciones, no lo es. 
Por un lado está la cuestión de que el correo todavía se mantiene como un medio no copado por los algoritmos de las redes sociales, con las grandes corporaciones extrayendo nuestros datos.
Permite además control y autonomía al usuario, tanto al que lo produce como el que lee, ya que sus datos personales están seguros, nadie más puede acceder a la información o estadísticas.

Sin embargo, existe una cuestión más vinculada a la privacidad, no tanto técnica sino más de la intimidad que se genera entre productores y lectores, al resguardo de lo que sucede en el mundo exterior. 
"Gran parte del atractivo del newsletter está en que transcurre en la bandeja de entrada, donde podemos encontrar un respiro al ritmo y exposición que tienen las redes sociales. 
Recibir algo ahí no es cruzárselo en Twitter o Facebook. 
Por supuesto que es raro hablar de que esté de moda algo que existe desde antes que la web (el correo electrónico precede a la web por casi 20 años). 
Lo que sí es cierto es que cobró un valor renovado por devolver algo que se sentía perdido: lo personalizado y lo personal. 
Un correo, al fin y al cabo, siempre es uno a uno", completa Muro.
Esta condición que se desprende del carácter epistolar del email, y que se vincula con una tendencia a moverse hacia lo privado también vista en las redes sociales con el aumento de tráfico de los mensajes privados (FB messenger, IG messages y WhatsApp), se marida con la idea de la curación. 
Es decir, ya no es solo rehuirle a lo público y masivo, sino poder encontrar aquello de valor en un mar de supuesta novedad, algo en que este formato en tanto finito y acotado también favorece.

"Frente a la sobresaturación y exceso de información que existe en las redes, lo que encuentro más interesante y distintivo del newsletter es la posibilidad de hacer una curación de contenido que le pueda brindar un valor agregado al lector. 
En mi caso, hago un newsletter de series, una temática que por sí sola genera un volumen de novedades gigante, pero mi intención es justamente hacer una selección y recomendación de lo que, bajo mi mirada, es lo más relevante o lo que suele pasar desapercibido en la instantaneidad de las redes. 
Por este motivo lo que más rescato del vínculo que se forma con el lector es la confianza que tiene en esa mirada para ofrecerle un valor informativo o hasta emotivo", cuenta Tatiana Mon Avalle (@tatimonavalle), autora del newsletter Elemental que tiene 500 suscriptos que la leen semanalmente.

sábado, 12 de enero de 2019

Las novedades del #CES2019 en Las Vegas: lo último en tecnología de consumo.

publicado en Ministerio de Diseño
Desde hoy y hasta el 11 de enero tiene lugar en Las Vegas la feria de tecnología más grande e importante:  el #CES2019 (Consumer Electronics Show) abre sus puertas a más de 182 mil visitantes que este año ocuparán más de 800,000 metros cuadrados llenos de tecnología de consumo,  más de 4.500 compañías expositoras y un programa de más de 250 conferencias.
Por 50 años CES® ha sido la plataforma de encuentro del negocio de tecnologías de consumo y el lugar donde se han lanzado oficialmente 700.000 nuevos productos de última generación. 
Propiedad de la Consumer Technology Association (CTA)  que también lo gestiona, atrae a líderes, diseñadores y desarrolladores así como fanáticos de la tecnología.
El evento abrió sus puertas oficialmente hoy, pero en el día de ayer, algunas marcas hicieron anuncios, como Samsung y LG que presentaron sus nuevos televisores y robots.
A modo de panorama general conviene apreciar el despliegue de algunas de las categorías que incluye la muestra: Impresión 3D, Accesibilidad, Marketing, Contenidos y Entretenimiento, Gaming, IA y Robótica, Audio y Video, Dinero Digital, Drones, Fitness, Salud y Bienestar, Retail, Home Cinema, Wearables, Turismo, o Smart Cities.
La conectividad será la tendencia principal durante CES 2019, particularmente con el 5G que estimulará nuevas innovaciones y unirá nuestro mundo digital y físico. Los temas transversales serán sin dudas la inteligencia artificial, la computación cuántica y blockchain.
ROBOTS / IA
Los robots protagonizan el CES 2019. Como mascotas o al cuidado de los adultos mayores y niños, para atención al cliente o como rescatistas, están en todas partes.
Además, se exhibirán una gran variedad de dispositivos que entrarán dentro de la categoría de robots de servicio, como aspiradoras o inclusive, drones. 
Asimismo, se podrán ver exoesqueletos y brazos robóticos para levantar cargas pesadas.
El gran avance que problamente se verá es la capacidad de los robots para almacenar, procesar y comunicar datos. 
Se abre un mundo de oportunidades infinitas para robots compatibles con la nube que tendrán la capacidad de aprender de los humanos.
Ya vimos como empresas de comercio electrónico y de comida rápida, como Amazon y Domino’s, iniciaron programas piloto de entrega de mercancías a sus clientes. Pero ahora, Continental, una empresa tradicional de la industria automotriz, propone su propio modelo de entrega: robots en forma de perros.
PANTALLAS
Como todos los años, los nuevos televisores son protagonistas de CES, con tecnologías avanzadas y también inalcanzables por sus elevados valores, que aún no los convierten en populares. La tecnología 8K estuvo presente en los anuncios de Samsung, tal como se esperaba.  Los display 8K tienen una resolución de 7.680 x 4.320 píxeles (equivale a más de 33 millones de píxeles en total).
Su impresionante televisor de 98” es el más grande hasta el momento y se suma a su línea 2019 que cuenta con modelos de 65″, 75″, 82″ y 85″.
LG también demostró todo su poder con la TV enrollable y el 5G





La entrada al booth de es impresionante y muestra lo que pueden hacer las pantallas curvas.

41 people are talking about this

Temprano por la mañana, la conferencia de LG en el hotel Mandalay Bay (donde se lleva a cabo la mayoría de las conferencias importantes de los primeros días) dejó ver la TV enrollable. 
El modelo ya se conocía del CES pasado, pero ahora lo pusieron en el mapa: ya no es más un prototipo y pronto estará a la venta.
En la conferencia de Samsung hubo tecnologías destacadas, todas ancladas al uso de Bixby, el asistente personal de Samsung que va ganando terreno y que no solo estará en las heladeras y el resto de los electrodomésticos, sino que también llegará a los autos.y se mostró como fundamental para la interconectividad.
Esto es porque Samsung es una de las protagonistas del CES en cuanto al “internet de las cosas” (IoT, “internet of things”): el trabajo de la inteligencia artificial integrando dispositivos de todo tipo, desde la heladera hasta el celular o el auto. 
Bixby, el sistema que se usa para esta integración es SmartThings, que hoy tiene una gran cantidad de usuarios y se integra con productos de Amazon, Google, Bose, Sylvania y Plume.
Otra de las innovaciones que ganó uno de los 31 premios de innovación de esta edición del Ces es el TV transparente de Samsung.
GADGETS
_ Homebrew​, una máquina para hacer cerveza como si fuera una Nespresso.



¿Sientes que no te cepillaste lo suficientemente bien? El Oral-B Genius X se vale de inteligencia artificial para determinar tu estilo de cepillado e indicar aquellas <reas que requieren más énfasis (4)

See Vía Tecnológica's other Tweets

El LG Styler es un armario que vaporiza, airea y mata las bacterias de la ropa. Hace también las veces de espejo, y permite hablar con él mediante el Asistente de Google.
GAMERS
Nvidia sigue centrándose en la tecnología del “trazado de rayos en tiempo real” (real time ray tracing) que es un algoritmo que sintetiza la información gráfica con la que trabajan los videojuegos. 
Esto da como resultado un increíble efecto en lo que es el reflejo de luz. En materia de videojuegos, Battlefield V fue el juego insignia con el que la compañía lo presentó, y se ve así.


CONECTIVIDAD:
Integración de autos y casas inteligentes
Para muchos, sus posesiones más caras y apreciadas son su auto y su casa, y ahora la tecnología puede convertirlos en una extensión uno del otro para mejorar el bienestar.
Según Amazon, más de 15 marcas de automóviles incluyendo Ford, Toyota, Mercedes Benz, BMW, o Hyundai están integrando Alexa en sus sistemas de entretenimiento, varios trabajando en conjunto con los ingenieros de Amazon.
Si bien el Salón del Automovil de Denver abre sus puertas luego del cierre del CES varias marcas tienen presencia en este último para presentar novedades.Es otro síntoma de que los tiempos han cambiado y los salones de coches han perdido terreno con respecto a otras actividades de márketing más cercanas a un consumidor más “diversificado”.
Así, la última novedad de Hyundai no tiene ruedas, sino piernas. La marca coreana presentará en el  su nuevo modelo Cradle, que promete llegar donde ningún vehículo ha llegado antes gracias a su novedosa forma de desplazarse. 
Se trata de un vehículo que mezcla la tecnología de los coches eléctricos con la de los robots. 
Sus cuatro patas robóticas le permiten llegar a cualquier lugar e incluso superar grietas y muros de hasta 1,5 metros.
Mercedes Benz presentará su nuevo modelo CLA, el concepto Urbanetics (su concepto de movilidad para  personas y carga en el futuro)  y su modelo eléctrico el EQ Silver Arrow.
El Audi e-tron con realidad virtual redefine el entretenimiento a bordo del vehículo, en el que los pasajeros de las plazas traseras podrán experimentar películas, videojuegos y contenido interactivo de forma aún más realista, gracias a la tecnología que adapta el contenido virtual al movimiento del vehículo en tiempo real.

Audi e-tron
De la mano de Disney Games e Interactive Experiences, el fabricante alemán de autos de lujo muestra la tecnología inmersiva del futuro con Marvel’s Avengers, una experiencia de realidad virtual a bordo del vehículo para los pasajeros de las plazas traseras.
Con las gafas de realidad virtual, el pasajero de un Audi e-tron es transportado a una representación ficticia del espacio exterior, ya que el vehículo simula la nave espacial pilotada por los Guardianes de la Galaxia, mientras el pasajero se abre paso a través de un campo de asteroides junto a Rocket, un personaje que aparecerá en la película de Marvel Studios Los Vengadores: Endgame, en la primavera de 2019.
Cada movimiento del vehículo se refleja en la experiencia en tiempo real; si el vehículo realiza un giro cerrado, el jugador rodeará una nave espacial enemiga en la realidad virtual. Si el Audi e-tron acelera, la nave espacial virtual también lo hará.
El Vision iNext y el Intelligent Personal Assistant serán el centro del stand de BMV en Las Vegas. Con ellos la marca dará a conocer a los visitantes sus innovaciones y estrategia de futuro.
El Intelligent Personal Assistant marca el comienzo de una nueva era para la marca BMW, utilizando un lenguaje natural para la interacción con el vehículo y para acceder a las funciones. Diversas funciones estarán disponibles para nuevos modelos a partir de marzo de 2019.
En el modo autónomo de “Ease”, el conductor interactúa con el Intelligent Personal Assistant de BMW. Este hace sugerencias y controla servicios digitales para el conductor, desde videoconferencia hasta compras y funciones para el hogar inteligente.
Igualmente, el Intelligent Personal Assistant de BMW será también una parte integral del concepto de stand. Recibirá a los visitantes en la entrada del stand y los guiará a través de experiencias de sonido y luz.
¿Vehículos en el cielo?
Tal como en los Supersónicos, la posibilidad de que los autos estén en el cielo, y no en la calle, se aproxima.
NFT es el nombre de la una de las empresas que presentará su prototipo de autos voladores en el CES. Los co fundadores de esta compañía, Maki y Guy Kaplinsky, apuntan a crear un producto de bajo costo que pueda ser competitivo en el mercado.
En dos ruedas, una motocicleta eléctrica con conectividad bluetooth y ubicación GPS en tiempo real es la apuesta de Harley-Davidson. De 0 a 100 km/h en sólo 3.5 segundos, sin marchas ni pedal que accionar.
Hay una ausencia notoria:  como siempre, Apple no participa en este evento, prefiere enfocarse en sus propios eventos para hacer anuncios y lanzar productos. Pero este año hay una pequeña presencia de la compañía de cara a la feria que se celebra en Las Vegas. En el momento de auge de interconectividad la firma de la manzana es la única que hace hincapié en el tema de la privacidad de datos de usuarios.

Fuentes: Business Wire, Clarín tecnología, Co